alexa Cuatro aspectos que una pareja empoderada puede cambiar sobre su alimentación
SALUDABLE
El nutriólogo Matías Marchetti
A propósito del Día del Amor y la Amistad, es tema importante hablar de la relación de pareja y de su fuerza. La pareja, junto con las amistades, son de las pocas relaciones que en verdad escogemos, son con quienes pasamos la mayor parte del tiempo y en el caso específico de la pareja, es esa persona que potencialmente podría acompañarnos el resto de nuestra vida. 

Una pareja empoderada tiene la capacidad de adaptarse a los cambios, de ser resiliente, solidaria y de impulsar lo mejor en el otro. Según la Revista Electrónica de Psicología de la UNAM, la relación de pareja es una de las más gratificantes experiencias que existen y que se basa en cuatro componentes básicos: el compromiso, la intimidad, el romance y el amor. Los tres primeros son de tipo social y dependerán de la cultura y conductas aprendidas. El amor, por otra parte, es componente biológico específico de cada individuo (1). Celebrar el amor, en su sentido más amplio, tiene que ver con cuidar al otro, con respetar sus decisiones y con ir tras sus objetivos como si fuesen los propios. Si las personas en pareja tienen este poder generador de cambios positivos en el otro, en sí mismos y en su entorno, ¿por qué no echar uso de esta fuerza del amor para impulsar cambios positivos en el estilo de vida? Amar, al otro y a uno mismo, también es tener mirada más amorosa sobre la salud de la pareja misma. Y esto incluye cómo nos alimentamos con la comida, no solo con el amor.
 
En este sentido, el nutriólogo Matías Marchetti, especialista en cambios conductuales en la familia, nos explica los cuatro aspectos que una pareja empoderada puede cambiar en su alimentación:

Aunque las fechas son especiales, festejar el amor debería ser todo el año
“San Valentín es fecha en la que se celebra el amor alrededor de todo el mundo. Y yo celebro también eso. Sin embargo, me gusta someter a juicio a las fechas impuestas que tienen un sentido más comercial, y quizá mejor pensar si no será una buena idea festejar el amor y su fuerza, en todas sus formas, cada día del año”, expresa Marchetti. 

Es más fácil llegar a las metas cuando hay solidaridad en la pareja
“Una de las fortalezas más notables de las parejas es precisamente la solidaridad que existe del uno hacia el otro. Al plantearse metas de estilo de vida saludable en complicidad, como por ejemplo hacer ejercicio juntos o evitar comer alimentos dañinos, como los ultraprocesados, será mucho más fácil lograr los objetivos que haciéndolo solos. La solidaridad de uno impulsa al otro. Cuando uno resbala, el otro lo levanta”, explica el especialista en nutrición y deporte Matías Marchetti.

Este Día de San Valentín dense regalo en pareja que implique romper los viejos paradigmas de la alimentación
“Este 14 de febrero, regálate a ti y a tu pareja nuevo comienzo: cambio en el que la nutrición también sea punto de inflexión, de unión y fortaleza de la pareja; en el que empiecen juntos a pensar las compras de forma inteligente, en el que ambos participen de la organización de las comidas y del momento de cocinar; en el que puedan ver los progresos del otro hacia vida más plena y saber que lo lograron codo a codo. Iniciar cambio de vida hacia alimentación más consciente, a la par, los va a ubicar en lugar de absoluto compañerismo y empatía, los va a empujar a ser cocineros más creativos, compradores más responsables y fuente de motivación constante el uno para el otro”, explica el nutriólogo argentino. 

¡Tenemos que desenamorarnos del concepto de que hay que consumir para ser feliz!
 
Desmitifiquemos las formas clásicas de festejar que son comúnmente con exceso de alcohol, dulces, chocolates, etcétera. Hay muchísimas formas creativas de homenajear a quien tenemos al lado sin caer en excesos. Sobre todo, en esta nueva normalidad que nos invita a quedarnos dentro de casa y, por qué no, a aprovechar la oportunidad de armar cena especial con nuestras propias manos. ¡Y nutrimentos de calidad!

Es importante que tú y tu pareja se acerquen a su nutriólogo de confianza para que tengan guía y acompañamiento profesional en los cambios de paradigmas nutricionales, de estilo de vida y de alimentación que quieran empezar a poner en práctica.