alexa Cinco tips de salud bucal para toda la familia

Niños, adultos y adultos mayores deben tener una buena higiene bucal para evitar problemas de salud

dientes¿Recuerdas cuántas veces debes cepillar tus dientes al día? ¿Se lo has enseñado a tus hijos? ¿Lo siguen haciendo los abuelos? Una acción tan básica y sencilla como ésta muchas veces es pasada por alto por personas de todas las edades. Es importante saber de qué manera podemos cuidar nuestros dientes y, en general, nuestra boca para no desencadenar problemas de salud que a la larga pueden extenderse por el resto del cuerpo.

A modo de recordatorio, el Dr. José Eduardo Pelino, especialista en Odontología Restauradora, originario de Sao Paulo, Brasil, nos comparte junto con Listerine cinco recomendaciones para que niños, adultos y adultos mayores tengan una higiene bucal óptima.

Niños

Como padres, es imprescindible inculcar en los hijos una buena rutina de limpieza para que se acostumbren a ella y la reproduzcan al crecer.

Lavarse los dientes por lo menos 2 veces por día, en la mañana y en la noche, cumple como requisito mínimo, aunque lo ideal son 3 veces (la segunda después del almuerzo o comida).

Usar hilo dental para remover los restos de alimentos que el cepillo no alcanza. (Asegúrate de enseñarles la forma adecuada de hacerlo para que no se lastimen, si es necesario, supervísalos).

Al finalizar los pasos anteriores, para eliminar cualquier otro residuo o suciedad, se recomienda utilizar enjuague bucal. (¡No olvides decirles que no es comestible!)

Lleva a tus niños a visitar al dentista al menos 2 veces por año para confirmar el estado de sus dientes y boca.

A edades tempranas, la prevención es primordial, así que no descuides su alimentación, de preferencia rica en frutas y verduras. Evita permitirles un exceso de dulces y carbohidratos, en vez de refrescos pueden tomar agua de sabor o jugos.

dientes
Dr. José Eduardo Pelino

Adultos

Mantener el hábito de cepillado de dos a tres veces al día, en especial del cepillado para reducir la placa y el riesgo de gingivitis.

Complementar la limpieza con hilo dental y enjuague bucal.

Visitar al odontólogo dos veces por año para recomendaciones adicionales.

Cuidar la salud en general para que no haya predisposición o problemas secundarios en la boca.

No cepillar los dientes con demasiada fuerza, pues esto provoca abrasión y que las encías se retraigan.

Prótesis o dentaduras postizas

Ya sea que adultos mayores o cualquier otro grupo de edad tenga algún tipo de prótesis dental, o bien, dentadura postiza es indispensable no olvidarse del uso de los tres pasos: cepillo, hilo y enjuague por la mañana y por la noche; cepillo e hilo por la tarde.

Acudir regularmente al dentista.

Procurar una buena higiene de las piezas para que no queden residuos de alimentos detrás o debajo de éstas.

Una correcta higiene bucal ayuda a prevenir problemas como la gingivitis, inflamación y sangrado de encías, y  la periodontitis, infección que llega a ligamentos y hueso de modo que afecta la movilidad interna, como consecuencia se pierde la pieza dental.

También se ha de tomar en cuenta que el tiempo cepillado debe ser de, aproximadamente, dos minutos. El enjuague bucal no sustituye el cepillado, sino que lo complementa. Pregunta a detalle a tu dentista sobre la técnica de cepillado: los dientes de arriba se cepillan de arriba hacia abajo, los dientes de abajo se cepillan de abajo hacia arriba, procede con las muelas de forma circular.

Agrega el Dr. Pelino: “la boca es parte fundamental del organismo y de la salud de la persona. Investigaciones han arrojado la relación entre el cuidado de la boca con el resto del cuerpo, pues es la puerta de entrada a las bacterias y donde suelen iniciar las enfermedades”.