alexa Personajes
GASTRONOMIA
El chef galardonado con L’Ordre Mondial
de l’Académie Culinaire de Francia

Con el reciente reconocimiento de L’Ordre Mondial de l’Académie Culinaire de Francia a la carrera de Gerardo Rivera, chef ejecutivo de Fiesta Americana; los hoteles Fiesta Americana siguen demostrando altos estándares en su oferta gastronómica dentro del sector hotelero.

La Orden Mundial de la Academia Culinaria de Francia, fundada para reconocer a mujeres y hombres que, con su trabajo han contribuido a la transformación, investigación, mejoramiento e innovación dentro del ramo de la gastronomía alrededor del mundo, otorgó la medalla de Caballero al chef Gerardo Rivera por su trayectoria de casi tres décadas y por su innovadora propuesta culinaria dentro de los hoteles de la marca, convirtiéndose así, en el segundo chef mexicano acreedor de este premio.

Las marcas se han caracterizado, a lo largo de su historia, por tener como objetivo el deleitar a sus huéspedes a través de la gran variedad de restaurantes y centros de consumo que poseen, los cuales forman parte fundamental de la experiencia de hospedaje. Este reconocimiento es un claro reflejo de los altos estándares de calidad de estos hoteles, no sólo en materia de alojamiento, sino también de su oferta gastronómica. 

"Han sido 29 años en los que he estado inmerso en el mundo de la cocina y tengo que resaltar que la industria hotelera ha sido uno de los retos más importantes, y a la vez más enriquecedor de mi carrera, garantizar una experiencia gastronómica gratificante y que sea parte fundamental de la experiencia de los huéspedes que se hospedan en cualquiera de los hotekes de la marca, es sin duda el objetivo por el que trabajamos diariamente en Posadas", afirma el chef ejecutivo Gerardo Rivera.

Actualmente, los más de 20 hoteles de las marcas Grand Fiesta Americana y Fiesta Americana destacan por ofrecer menús de comida tradicional mexicana con especial enfoque en la esencia local, además de cocina internacional de alta calidad, lo cual, sin duda, encanta hasta a los paladares más exigentes.