alexa El Festival Sabores de Oaxaca en la Hacienda de los Morales
OAXACA
Tlayuda con asiento y chapulines

La cocina típica oaxaqueña es una de las más completas de todo el país por su variedad, riqueza y creatividad. Fue nombrada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la Organización de la Naciones Unidas (ONU). en el año 2008. Hoy la Hacienda de Los Morales hace honor, por sexto año consecutivo, a la culinaria de ese estado, con su festival Sabores de Oaxaca que estará disponible durante todo el mes de septiembre.

Fernando del Moral, director general de la Hacienda de Los Morales, dio la bienvenida a los invitados, en esta ocasión, en el salón El Molino, lugar donde en 1647 se producían cantidades abundantes de harina de trigo aprovechando el caudal de los ríos que pasaban por la hacienda, dijo. Asimismo señaló que en el patio  que en el patio contiguo al salón se puede ver el arco por donde pasaba el torrente de agua que aprovechaban para mover y accionar las grandes piedras trituradoras del trigo. Es un lugar con historia ya que a lo largo de más de cuatro siglos la hacienda ha sido protagonista de hechos históricos.

OAXACA
Mole negro con pechuga de pollo, estofado de res en salsa verde
y chile pasilla mixe relleno de picadillo de puerco

En 1821 Agustín de Iturbide y Juan de O`Donoju, Virrey de España discutieron los términos para la retirada de la las fuerzas españolas del país en un desayuno a cargo de José de Garay dueño de la hacienda. Para 1840 la hacienda se convirtió en el hospedaje del general Juan Álvarez y de las tropas de la resistencia a la invasión norteamericana del general Winfield Scott y en 1914 Pancho Villa y el regimiento División del Norte pasaron varios días en el lugar.

Hoy, la Hacienda de los Morales continua recibiendo a las numerosas personas que gustan disfrutar de la gastronomía y es que aquí cada mes hay un festival, sin contar la comida a la carta con distintos platillos. Septiembre ha sido dedicado a la gastronomía de Oaxaca que incorpora elementos de la cocina prehispánica, como productos de caza, pesca, recolección de plantas, frutos e insectos que lograron combinaciones que maravillan por su colorido, aromas y sabores.

OAXACA
Pechuga de pollo con mole negro, arroz blanco
y plátano macho

“Es un honor presentar este festival porque además de la complejidad y variedad de platillos, nos representó un reto al realizarlo por cuenta propia, apegados totalmente a las recetas tradicionales y con los ingredientes típicos originarios de la región”, comentó Benigno Fernández, subchef de la Hacienda de Los Morales.

OAXACA
Tasajo con enmoladas

La lista de platillos que la identifican son interminables, sin embargo, entre lo más reconocidos podemos mencionar los siete moles regionales: negro, amarillo, coloradito, mancha manteles, chichilo, rojo y verde, los chapulines, empanadas de amarillo, tlayudas, salsa de gusano de maguey, molotes de plátano macho, tasajo y sus famosos tamales oaxaqueños.

El menú de presentación estuvo compuesto por: tlayuda con asiento y chapulines al estilo de la casa; sopa de frijol negro con hierba de conejo, trocitos de queso y chinos de tortilla; trilogía de plato fuerte fue de mole negro con pechuga de pollo, estofado de res en salsa verde y chile pasilla mixe relleno de picadillo de puerco; duo de postres: nieve de leche quemada con galleta de almendra y capirotada con miel de piloncillo y queso Cotija.

OAXACA
Molotes de plátano bañados con crema y queso

Por su parte Alejandro Moya, director del restaurante dijo: "el menú del festival, Sabores de Oaxaca, incluirá muchos de estos platillos típicos preparados por los chefs de la hacienda y su equipo quienes han desarrollado y conservando los sabores tradicionales de la gastronomía oaxaqueña para deleite de los comensales. Presentaremos tres platillos de entrada, dos de sopas, ocho de platos fuertes y tres de postre".

En esta ocasión, los platillos fueron maridados con la propuesta de el sommelier de Monte Xanic, Mauricio Millán, quien se refirió a los vinos: "para las entradas vino Chenin Colombard, es un vino fresco, con notas de frutos como el durazno y un final suave a miel. Para las sopas, Calixa Chardonnay, vino franco y de intensidad alta. Los aromas pertenecen a la gama frutal (ciruela, plátano, piña, mango y mandarina) y floral (azahar y acacia) acompañados de hinojo y anís, lo que le confiere gran complejidad. El ataque en boca es suave.

OAXACA
Quesillo a la plancha con guacamole y frijoles refritos

Para la trilogía de platos fuertes Calixa Cabernet Syrah, 80 por ciento Cabernet Sauvignon y 20 por ciento Syrah. Crianza en barril de roble francés. Vino de aroma franco e intensidad media, destacan frambuesas y cerezas frescas, además de chocolate, especias y vainilla. En boca es abocado, con acides fresca y alcohol cálido, larga persistencia; También para la trilogía de platos fuerte se seleccionó un tinto Monte Xanix Syrah, criado en roble francés. Es brillante de capa cerrada, tonalidad violácea y color cereza. Los aromas complejos y de gran calidad. En boca es suave, de acides fresca, alcohol cálido y taninos dulces, apartándole un cuerpo carnoso.

Los postres, con Chenin Blanc cosecha tardía, vino de postre, limpio, cristalino, color amarillo limón, se aprecian notas de frutos como durazno, ciruela amarilla, lichi y mango. También miel y caramelo. Los aromas se vuelven complejos y elegantes con la presencia de flores blancas, como el azahar y la magnolia. Un vino semidulce, con acidez fresca, muy equilibrado y de persistencia larga.

Al sommelier Mauricio Millán lo acompañaronr dos ejecutivas de Monte Xanic Jessica Mendoza Vega y Luisa Bolland.

Disfrutar de la diversidad de sabores de Oaxaca, conocer de sus productos y de los secretos de sus recetas, es lo que la Hacienda de Los Morales ofrece lo que resta del mes de septiembre, el Festival Sabores de Oaxaca en el comedor principal de 13:00 a 00:00 horas.

Galería

Alejandro Moya.jpg Arturo Ángeles, Blanca Lezama, Javier Pérez y Rogelio Peña.jpg Benigno Fernández, subchef ejecutivo.jpg Capirotada con miel de piloncillo y queso Cotija.jpg Coloradito con pechuga de pollo, arroz con chepiles y frijoles refritos.jpg Edgar González Martínez, Jaime Andrés Arroyo Olin y Manuel Alonso.jpg El sommelier Mauricio Millán.jpg Fernando del Moral.jpg Jessica Mendoza Vega y Luisa Bolland.jpg Montserrat Bobadilla, Samantha Abad y Alejandro Moya.jpg Nieve de leche quemada con galleta de almendra.jpg Nieve de leche quemada y capirotada, dúo de postres.jpg Sopa de frijol negro, hierba de conejo, queso y chinos de tortilla.jpg Victoria González Prado, Mauricio Millán y Alejandra Pérez Bernal.jpg Vista del salón Molino.jpg