alexa Tequila y envase obras de arte
TEQUILA PATRON
Un excelente tequila en un muy especial envase

Trascendió la razón de una alianza entre dos firmas notables: una productora de tequila y una manufacturera de obras de arte en cristal. Ésta es francesa, por eso me vino a la mente uno de mis vagabundeos por los cafetines de Montmartre. A la entrada del más famoso una persona ofrecía lienzos desde miniaturas hasta unos de dimensión de fácil manejo. Nos llamó la atención el de un jimador –nos explicó el pintor, que eso era el que ofrecía los cuadros-- con la mano ensangrentada por piquete de púa de agave.

Volvimos mentalmente a las callejuelas de ese barrio parisino al saber que por segunda ocasión, Patrón, la casa del tequila Ultra Premium, de Atotonilco, Jalisco, y Lalique, la firma francesa de cristales y joyas de lujo, combinaron sus talentos para una creación exclusiva: un gran tequila en una gran botella. 

Fue en el año 2015 cuando lanzaron la primera edición de la emblemática serie 1, edición limitada de una botella de cristal de estilo Art Noveau, que a finales del siglo XIX marcó los primeros pasos de la compañía creada por René Lalique. Después, en la década de 1920, René se convirtió en una de las principales influencias y espíritus detrás de la corriente Art Decó que ahora inspira a Ultra Premium y a la casa francesa en la serie 2.  

Francia y México tuvieron una gran aportación al movimiento Art Decó, ahora, ambas marcas, se unen siendo emblemáticos representantes de ambas naciones, en una extraordinaria edición que captura la sensibilidad de esta corriente en una elegante botella de cristal que contiene un tequila único, y el aspecto del líquido es de una rareza peculiar

TEQUILA PATRON
La botella se caracteriza por sus líneas rectas

Ed Brown, presidente y CEO de Patrón Spirits International, indicó: “Tequila Patrón y Lalique coinciden en su filosofía centrada en la firme dedicación y el compromiso con la calidad y el proceso artesanal. Esta visión fue la que nos unió hace dos años para crear una colaboración única en su tipo, y esos lazos se han reforzado siendo un honor, de nuevo, anunciar la presentación de la segunda edición de esta innovadora serie". 

En su oportunidad, Silvio Denz, presidente y CEO de Lalique, expresó que “estamos muy orgullosos de asociarnos en esta segunda edición. Nuestras marcas comparten valores, la creatividad y el sentido artístico. Los dos buscamos un compromiso con la calidad y la excelencia. Crear esta botella excepcional es un reto y representa incontables horas de trabajo por la fineza de su diseño. Nuestros maestros artesanos dedicaron toda su pasión y habilidades a producir cada botella, que significa un compromiso indiscutible con la maestría creativa y la belleza".

TEQUILA PATRON
Sólo se crearon 299 botellas de la serie 2

Es importante señalar que sólo se crearon 299 botellas de la serie 2, cada una hecha cuidadosamente a mano y numeradas de manera individual en la fábrica de vidrio de Lalique en Wingen-sur-Moder, en Alsacia, Francia. En esta región con una tremenda tradición de fabricantes de cristal y vidrio, los dedicados maestros combinan la maestría de las técnicas modernas y sus habilidades tradicionales en el complejo proceso de creación del cristal. Cada pieza es soplada, planchada, forjada, cortada, grabada, pulida y firmada por ellos.

La botella se caracteriza por sus líneas rectas y el elegante contraste del cristal opaco y claro, muy emblemático de la marca. Su diseño simple y refinado fue inspirado en el agave Tequilana Weber variedad azul, con el que se produce el tequila de Atotonilco. El tapón redondo de cristal es color ámbar, a tono con el color del tequila extra añejo, y los detalles de la emblemática abeja representativa de la casa tequilera, se destacan con esmalte de oro puro.

El estuche es tan elegante como la botella. Tiene una puertecilla que gira para dejarla ver, y es ideal para exhibir en casa, el bar o un restaurante de alta cocina.

Para la Serie 2 el maestro tequilero Francisco Alcaraz y su talentoso equipo crearon excepcional mezcla de tequilas extra añejados, madurados durante más de siete años en las barricas de la destilería de la Hacienda Patrón en los Altos de Jalisco.

El tequila, de tres diferentes barricas, ha sido cuidadosamente seleccionado para crear balance perfecto entre el sabor del agave y el del roble de cada barrica: americano, francés y jerez español. Se distingue por su color brillante con un aroma dulce y sabor frutal (manzana, plátano y pera), vainilla, agave suave, pasas y nueces. El final es largo y placentero, con notas a roble, agave, caramelo y frutas.

Es así como Patrón en Lalique, Serie 2, está a la venta (750 ml) a un precio sugerido de 7 mil 500 dólares sólo en algunas tiendas selectas locales y duty free en el mundo.